Pan Blanco(I)






El pan blanco es una de mis asignaturas siempre pendientes, pruebo y pruebo y aún no encuentro mi masa favorita. Me gustan muchos tipos de pan blanco, pero aún no encuentro el definitivo.   Este pan es una adaptación de dos recetas que encontré en una revista vieja de esas ediciones especiales sobre el pan que compro una de mis hermanas en un bazar y me la trajo hace unos meses. El resultado es un pan de miga suave, pero consistente. De corteza crujiente con sabor y aroma intensos que podemos comer con jaleas, dulce de leche, o en sandwiches. Esta es una de mis recetas de Pan Blanco.






Esta vez vamos a usar una “masa madre exprés” como la llamo, porque no la dejaremos crecer varios días. Para esa receta ya tendremos tiempo y se merece una publicación completa. Pero para hoy ésta nos servirá a la perfección.






Ingredientes:


Masa Madre:
  • 100 grs. De harina
  • 1 taza de agua tibia
  • 1 cda. De azúcar
  • 10 grs. De levadura seca

Mezclar en un recipiente el agua con azúcar hasta disolver, agregar la levadura y dejar que “esponje” por 5 minutos aprox. Enseguida agregar el harina, quedará una mezcla floja no importa, la cubrimos con un paño húmedo y la dejamos en un lugar tibio para que doble su volumen.





Para la Masa:

  • *Masa Madre
  • 170ml. De leche
  • 20 grs. De mantequilla
  • Pizca de sal
  • 230 grs. De harina
  • 1 huevo
  • 50 grs. De leche en polvo




Preparación:

Podemos hacer esta masa para Pan Blanco, a mano o en la batidora con el gancho. Esta ocasión yo lo he hecho a mano. El procedimiento es el mismo en ambos casos.



1. Derretir la mantequilla junto con la leche a fuego bajito, mezclar y retirar del fuego, esperar a que   este tibia y reservar.
       
2.Vamos a mezclar los ingredientes secos: harina, una pizca de sal, y la leche en polvo.   

3.Hacemos un hueco en el centro de la mezcla anterior y rompemos un huevo mezclando con una pala de madera, enseguida y poco a poco vamos vaciando la mezcla de leche y mantequilla, hasta tener una mezcla pegajosa, en ese punto vamos a incorporar la masa madre y mezclamos.
         
4.Tendremos una masa muy pegajosa, que tendremos que amasar con las manos o con el gancho de la batidora en el caso de haberla utilizado.
         
5.Enharinamos las manos como si fuéramos gimnastas antes de subir a la barra, sacudimos el exceso y vamos a trabajar nuestra masa pegajosa sin forma, hasta que tengamos una masa maleable, flexible y esponjosa, esto claro luego de unos 10 minutos, según la fuerza en sus brazos.
         
6.Tomamos la masa y la pasamos a un cuenco donde la dejaremos reposar en un lugar tibio cubierto con un paño húmedo hasta que doble su volumen.




7. Una vez pasado el tiempo, será una media hora aproximadamente, desinflamos la masa, la extendemos con las manos o un rodillo si se les dificulta y formamos un rectángulo que doblaremos dos veces hacia el centro por cada extremo, doblamos las puntas y pasamos a un molde rectangular para pan y lo dejamos doblar por segunda vez sin que rebase el filo del molde por unos 20 minutos más o menos.





8.  Pasados los 20 minutos, barnizamos con yema de huevo o leche y si queremos ponemos por encima ajonjolí tostado, sino pueden dejarlo solito, que también está muy bueno.



9. Vamos a hornearlo a 180° C por 40 minutos o hasta que este doradito por encima.


Dejamos reposar el pan dentro del horno unos minutos, lo sacamos y lo dejamos enfriar totalmente antes de cortar.




*Para una costra mas crujiente, podemos pulverizar con agua el horno por debajo de la rejilla donde tenemos el pan cocinando.





 ¿Una mordidita?

4 comentarios

  1. Te ha quedado estupendo el pan, tien la miga una pinta increible. Y después me gusta mucho las semillas de sésamo. Un saludo

    ResponderEliminar
  2. El pan es una de las cosas que mas me gusta hacer,me produce gran satisfacción,por lo que veo a tí tambien.
    Este pan tiene que estar divino,la pinta es estupenda.Anoto la receta.
    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Yo es que alucino con todas las blogueras que ponen sus fotos del pan que hacen en casa... que envidia me dan!
    Tendré que ponerme las pilas y empezar a hornear pan también.
    La última foto con ese sandwich me ha dejado babeando, se ve delicioso!
    Por cierto, me encanta tu receta porque pones todo paso a paso y con fotos, es genial porque dan una idea más precisa de como debe quedar la pasta. Gracias por compartirla. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Jose Manuel: La miga es suavecita y consistente, la corteza crujiente, prueba y seguro te encanta.

    Cavaru:Yo creo que en mi otra vida, fui marinera y panadera...jajajaja. Me encanta hacer pan, para mi es como escribir y al terminar ves algo que creaste, pues así cuando logro que leve una masa...en fin ves, que si que me gusta mucho, prueba la receta! ;)

    Blo: Ponte a ello y verás el vicio por hacer pan que se te hace, al principio parece que te haces un lio con la masa, pero luego es facil, si tienes dudas me dices ;)

    Lo del paso a paso intento hacerlo porque a mi también se me hacía y se me hace complicado sino lo ves, entender las recetas de pan.

    Gracias...

    ResponderEliminar

 Instagram

2010- © RÚSTICA|Todos los Derechos Reservados
Términos y Condiciones| Política de Cookies