Crema de Cacahuate


Los tacones no se hicieron para el barro que se esconde bajo las calles empedradas. Fue lo primero que me dijo cuando regresamos de nuestra segunda cita, me saque los tacones y seguimos caminando juntos mientras comenzaba a lloviznar.  Su sonrisa se escapaba cuando me miraba de reojo, mientras saltaba los charcos con los pies mojados.  Estar con él siempre era una pequeña aventura, un día podíamos escalar montañas y pretender encontrar algún tesoro, para luego terminar inventando historias que solo nosotros creiamos,  o como esa noche,  andar bajo la lluvia con los pies descalzos, mientras a lo lejos sonaba el silbato del carrito de cacahuates al vapor,  tomarnos de la mano y  echar a correr para alcanzarlo antes de que se perdiera  por las callecitas  del pueblo en la oscuridad.



Sonando bajito..."Viviré para ti"

CREMA DE CACAHUATE

INGREDIENTES:
  • 500 gramos de cacahuate sin tostar.
  • 20 gramos de maple.
  • 1/2 cucharadita de sal.

PREPARACIÓN:
  1. En una charola para hornear, disponer los cacahuates sin cáscara o piel.
  2. Agregar el maple y la sal, mezclar y hornear por cinco minutos a 170ºC.
  3. Retirar del horno, dejar atemperar.
  4. Procesar en licuadora o procesador hasta obtener una crema.
  5. Si lo desean pueden reservar cacahuates tostados y picados grosamente, para agregarlos al final, cuando esté hecha la crema.


ANOTACIONES:
  • Para la crema de cacahuate pueden usar cualquier endulzante de su gusto, o bien omitirlo, al igual que la sal.
  • Al momento de procesar les recomiendo que lo hagan por tandas, primero la mitad de los cacahuates tostados, dejando descansar la licuadora o procesador de tanto en tanto para prevenir que el motor sufra daños.  En mi caso con el procesador estuvo lista en unos diez minutos, hay que tener paciencia.
  • Pueden usar cacahuate tostado,  lo he comprado sin tostar porque quería hacerlo yo misma junto al maple y la sal. Pero si ustedes no van a hacerlo así, pueden comprarlo tostado, les recomiendo que no sea frito para evitar grasas añadidas a la receta.
  • Básicamente la crema de cacahuate, puede convertirse sin problema en crema de cualquier fruto seco.  El procedimiento para crema de avellanas, pistaches, almendras, etcétera, es el mismo.

La crema de cacahuate es una de las adicciones más irresistibles que tengo, no solo porque su sabor es delicioso,  también porque contiene muchas propiedades  necesarias para nuestro cuerpo, sobre todo cuando se hace de forma natural sin aditivos químicos. El cacahuate es una semilla que proviene  de las leguminosas, conocido y cultivado en México, por los aztecas desde hace siglos. Entre sus bondades, el cacahuate nos ofrece vitaminas, minerales, proteínas, antioxidantes, fibra, calcio y ácidos grasos benéficos, es anticancerígeno,  además de un poderoso antioxidante gracias al resveratrol.  Ayuda al control de colesterol, mantiene nuestro sistema nervioso en buen estado, sin contar los beneficios a nivel estético que produce en la piel.  Una cucharada al día de esta delicia nos mantendrá con mejor salud y mucha energía a lo largo de la jornada.  Espero que la preparen en casa y que su semana venga llena de la mejor vibra posible para todos.


1 comentario

  1. Buenísima Mayte!! Un básico como bien dices para disfrutar de algo natural y mucho más económico!!

    Buen día para ti.

    ResponderEliminar

Instagram

2011- © RÚSTICA | Todos los Derechos Reservados
Términos y Condiciones| Política de Cookies